¿Qué es el remarketing y cómo se hace?

Seguramente más de una vez te pasó que hiciste una búsqueda en Google para ver, por ejemplo, hoteles para tus vacaciones o algún producto que te interesaba en una tienda online y luego en cualquier página que visitaras te aparecían anuncios relacionados con esas búsquedas. ¿Cierto?

Eso es remarketing y consiste, básicamente, en crear anuncios personalizados para aquellos usuarios que ya hayan interactuado con nuestra marca. Como muchas de las estrategias de marketing que utilizamos a diario en marketing digital, el remarketing existe desde antes de la era de internet, pero su uso en la era digital es mucho más efectivo y nos permite capitalizar mejor nuestra interacción con potenciales clientes (leads).

Una pregunta que todos nos planteamos es ¿cómo consigo nuevos clientes?. Sabemos que para este interrogante existen numerosas respuestas y estrategias a seguir, como ya hemos visto en otros artículos. Por eso, lo que quiero destacar es otra pregunta que también debemos hacernos, que es ¿cómo hago que mis clientes vuelvan? Obviamente que existen innumerables factores que determinarán si un cliente volverá a nosotros o no, pero el remarketing no puede pasarse por alto. La razón de ser del remarketing es mantener la atención de aquellos usuarios que ya han manifestado interés en nuestra marca.

Así como somos conscientes y nos esforzamos día a día para construir nuevos clientes, también debemos ser conscientes de llegar a aquellos usuarios con los que ya hemos interactuado. Al hablar de interacción, hago referencia a cualquier tipo de contacto que el cliente ha tenido con nuestra marca, desde haber visitado nuestra página web a haber realizado compras o contratado nuestros servicios. Por eso, el principio básico sobre el cual se asienta la práctica del remarketing es el de interés en nuestra marca.

¿Cómo funciona el remarketing?

El remarketing no sólo es cuestión de Google Ads, aunque su efectividad en esta estrategia es indiscutible, sino que también puede llevarse a cabo a través de campañas en redes sociales (Facebook, Instagram, Linkedin, etc). Así, mientras que en Google Ads los anuncios aparecerán en la red de display (páginas web, aplicaciones móviles y plataformas de Google como Youtube), en Facebook aparecerán en el timeline de nuestros potenciales clientes. 

La estrategia de remarketing consta de distintos pasos. Por un lado, cuando un usuario interactúa con nuestra web, se lo marca con una cookie y es añadido a nuestra lista de remarketing, cuyos parámetros hemos configurado a través de Google Analytics o Ads y/o a través de Facebook Pixel. Finalmente, realizamos una campaña de anuncios orientados a los usuarios de dicha lista, es decir, de anuncios que sólo se mostrarán a estos usuarios.

Tipos​ de remarketing

  • Estándar​: muestra anuncios de display a las personas que ya hayan interactuado con nuestra marca. Ideales para fidelizar clientes y mantener el conocimiento de la marca.
  • Dinámico​: su formato es similar al anterior, pero se basa en mostrar exactamente esos productos o servicios en los que el usuario ha manifestado interés. Ideales para hacer que clientes que no han terminado una compra vuelvan a nuestra web.
  • Para aplicaciones móviles:​ ideal para promocionar aplicaciones móviles en las cuales los usuarios han manifestado interés.
  • Para red de búsqueda:​ en este caso, los anuncios no se muestran en la red de display sino en la red de búsqueda, es decir, al hacer una búsqueda en Google. A través de esta estrategia es posible afinar mucho el target ya que se busca llegar a usuarios que han interactuado con nuestra marca y además siguen buscando productos o servicios similares. Probablemente esta lista de remarketing sea bastante acotada pero sea altamente efectiva, dando lugar a un ​ROI ​importante.
  • De video:​ en el remarketing de video no apuntamos a usuarios de nuestra página, sino a aquellos que hayan interactuado con cierto contenido en Youtube. Los anuncios se mostrarán en esta plataforma y en otros emplazamientos de la red de display.
  • Email remarketing​ : podemos crear campañas de remarketing específicas para aquellos usuarios suscriptos a nuestra lista de e-mails. Sabemos que estos usuarios tienen cierto interés en nuestra marca, por lo que podemos usar este medio para estar presentes.

Saber que estrategia utilizar va a depender de numerosos factores como nuestros productos o servicios, nuestros clientes, nuestro tráfico, etc. Todos los factores deben estar contemplados en un ​plan de marketing integral donde el remarketing no puede dejarse fuera.

¿Cuáles son las ventajas de hacer remarketing?

  • Es efectivo, en término de ​conversiones y CTR ya que apuntamos a clientes con alta voluntad de compra ya que ya han manifestado interés en nuestra marca.
  • Permite ​ampliar nuestro alcance y llegar a nuestros clientes estén donde estén e independientemente de los sitios que visitan, ya que la red de Display de Google posee más de dos millones de sitios y Facebook tiene más de dos mil millones de usuarios activos.
  • Permite potenciar la imagen de marca, da una sensación de estar presente y ser activa, siendo entonces una herramienta fundamental en el branding general.
  • Permite ​terminar positivamente procesos de compra de productos o contratación de servicios previamente ​a bandonados​ por los clientes.
  • Se adecua a nuestros ​objetivos​, ya que podemos crear campañas para distintos objetivos que tengamos y para diferentes tipos de usuarios.

Consejos y prácticas comunes del Remarketing

Por último, y como toda parte de una estrategia de marketing, existen prácticas que tenemos que tener en cuenta al momento de realizar remarketing. Específicamente:

  • Debemos mostrar anuncios relevantes para sus intereses;
  • Controlar la cantidad de apariciones para ​no saturarlos con nuestros anuncios ya que eso sólo llevará a que pierdan interés en nuestra marca, enterrando su voluntad de compra;
  • Segmentar correctamente las listas de remarketing para llegar a cada usuario con información relevante y nunca dejar de crear variables de nuestros anuncios y testear su rendimiento para optimizarlos al máximo posible.

Como ya dijimos en este post, la estrategia de remarketing es una parte vital de cualquier estrategia de marketing digital, ya que si bien no se basa en conseguir nuevos usuarios, si busca mantener presente nuestra marca y llevar a usuarios interesados a cumplir nuestros objetivos de marketing.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *